Read in English

Los delitos menores son delitos que pueden ser castigados con hasta un año en prisión. Las multas, la libertad probatoria o el servicio comunitario pueden ser también parte del castigo.

Aunque los delitos menores se consideran menos graves que los delitos mayores, pueden tener consecuencias negativas para la persona, como por ejemplo, si un empleador o propietario realiza una investigación de antecedentes.

Castigos

Los castigos por delitos menores se dividen en clases que varían de acuerdo con el estado. El castigo por hurto menor puede ser más leve que el castigo por agresión agravada. Sin embargo, los detalles de cada caso (por ejemplo: condenas previas, libertad probatoria) influyen en el castigo.

Los delitos considerados menores incluyen:

Una persona condenada a cumplir una condena como consecuencia de un delito menor, en general, irá a una cárcel en lugar de una prisión, como ocurre en los casos de delitos mayores. En algunos casos, la persona podrá optar por estar presa sólo durante los fines de semana hasta que se cumplan los requisitos temporales de encarcelamiento.