Read in English

Handcuffs laying on top of fingerprint chart in file
Por Elliot Schlissel

Nueva ley de sellado de antecedentes penales de Nueva York

Haber sido condenado por un delito puede impedirle obtener un trabajo o comprar una vivienda, e incluso puede tener un efecto negativo en su historial crediticio. El sellado de su historial criminal puede eliminar este tipo de problemas, evitando que las personas vean el registro o que lo usen en su contra.

El 1 de octubre de 2017 entró en vigor en el Estado de Nueva York una de las leyes más liberales de los Estados Unidos en lo que se refiere al sellado de antecedentes penales. La nueva ley, la Sección 160.59 de la Ley de Procedimiento Penal de Nueva York, otorga a los jueces la discreción de sellar hasta dos condenas penales, de las cuales solo una puede ser un delito grave. Se excluyen de esta nueva ley los delitos sexuales, los delitos de clase A y los delitos violentos, cuyos registros pueden no estar sellados.

Cómo funciona la ley

La nueva ley tiene un período de espera de diez años desde la fecha de la condena o la fecha en que el condenado fue liberado de la prisión. Los registros criminales sellados no estarán disponibles para el público general. Sin embargo, las agencias de aplicación de la ley y algunas agencias de licencias podrán acceder a los registros sellados.

No más problemas de empleo

Este nuevo estatuto también modifica el artículo 296 (16) de la Ley de Derechos Humanos de Nueva York. Esta enmienda prohíbe a los empleadores públicos y privados acceder a las condenas penales que han sido selladas. Además, los empleadores y agencias de licencias laborales estarán legalmente impedidos para realizar cualquier acción que perjudique el potencial empleo de una persona cuyo antecedente criminal haya sido sellado.

Procedimiento para sellar un registro penal
La nueva ley establece el siguiente procedimiento para solicitar que se selle un registro criminal:

• Se debe presentar una solicitud para sellar el registro de antecedentes penales al tribunal donde se condenó por última vez al individuo.
• La solicitud requiere una declaración jurada sobre por qué el individuo busca sellar su registro criminal.
• La solicitud se debe presentar al juez que condenó a la persona en el pasado o, si ese juez ya no está en la corte penal, a un nuevo juez.
• Se entregará una copia de la solicitud en la oficina del fiscal del distrito en el condado donde se encuentre el juez.
• La oficina del fiscal de distrito tiene 45 días para rechazar la moción o para sellar el registro criminal. Si la oficina del fiscal del distrito no se opone, el juez tomará una decisión sin audiencia. Si la oficina del fiscal del distrito se opone, entonces se llevará a cabo una audiencia para determinar si se sella el registro.

Estándares para sellar registros delictivos en Nueva York

Al decidir si sellar los antecedentes penales, el tribunal considerará los siguientes factores:

• Cuánto tiempo ha pasado desde que el individuo fue condenado;
• Las circunstancias y la gravedad del delito;
• Cualquier otro delito del cual el individuo haya sido condenado;
• El carácter del acusado, incluidos los pasos dados hacia la rehabilitación, como los programas de tratamiento, el trabajo, la escolarización y la participación en el servicio comunitario o los programas voluntarios;
• Cualquier declaración hecha por las víctimas del crimen;
• El impacto que podría tener el sellado de los antecedentes penales en la rehabilitación del individuo y su exitoso y productivo reingreso en la sociedad; y
• El impacto que podría tener el sellado del historial criminal del individuo en la seguridad pública.

El efecto de sellar un registro criminal

Si se sella un registro criminal, todos los “documentos y documentos oficiales relacionados con las detenciones, enjuiciamientos y condenas, incluidos todos los duplicados y copias de los mismos, archivados en la División de Servicios de Justicia Criminal o en cualquier tribunal, se sellarán y no estarán disponibles para cualquier persona o agencia pública o privada “. N.Y. Crim. Proc. Ley § 160.59 (8). Las excepciones a esta regla se aplican para permitir el acceso a los registros sellados por parte de los tribunales, las fuerzas del orden público, las agencias de armas de fuego y las empresas que realizan exámenes de detección para el departamento de policía.

 

Elliot Schlissel es un abogado con licencia para ejercer en el Estado de Nueva York. Su bufete de abogados, con oficinas en el condado de Nassau, el condado de Suffolk y el condado de Queens, se dedica a la práctica en derecho de familia y divorcio, derecho penal, asuntos de lesiones personales, quiebras y defensa de ejecuciones hipotecarias.