Argumentos de defensa

Read in English

Defenses to Crimes

Las defensas planteadas en un caso penal generalmente se dividen en dos categorías: usted no cometió el crimen o usted cometió el crimen, pero no debe ser considerado responsable.

Defensas basadas en una declaración de inocencia

La defensa más poderosa cuando no cometió el crimen es el establecimiento de una sólida coartada. Con una coartada, usted tiene testimonios de testigos oculares o evidencia documental, como recibos de hotel, restaurante, etc, que justifican que estuvo en otro lugar en el momento de la realización del crimen.

Incluso si usted no tiene evidencia documental o testimonial directa que le absuelva, puede utilizar evidencia circunstancial en su defensa. La evidencia circunstancial solicita al jurado que haga una deducción razonable de todas las pruebas que justifican que no pudo haber cometido el crimen.

Los tribunales también aceptan testimonios sobre su persona, pero este tipo de evidencia es altamente subjetiva.

Defensas basadas en el reconocimiento de que usted cometió el crimen

A pesar de que usted admita que cometió la acción prohibida por la ley, puede tener derecho a la absolución basada en ciertas defensas:

  • Justificación: Esta defensa admite el acto, pero sostiene que usted tenía una justificación legal para realizar la acción. Los argumentos típicos incluyen la defensa propia, la de los demás y la necesidad de defender su casa o propiedad de los intrusos. Ante las justificaciones de autodefensa, los tribunales normalmente se preguntarán si respondió a la amenaza con una fuerza razonable.
  • Excusa: Esta defensa refleja habitualmente una falta de capacidad legal, es decir, que usted no entendía que lo que estaba haciendo era ilegal. Los tipos de defensas que caen bajo esta categoría incluyen la locura, la edad, la incompetencia mental, la intoxicación involuntaria, la coacción o cualquier otro caso de disminución de la capacidad.

Defensas procesales

También puede pedirle al tribunal que lo absuelva si los agentes de la ley o los fiscales han violado sus derechos durante el proceso penal. Ejemplos incluyen inducción al crimen, doble incumplimiento, conducta inapropiada del fiscal, manipulación de jurado, procesamiento selectivo (discriminación racial) y violación de cualquiera de sus derechos constitucionales.